17 de mar. de 2012

La Tenosinovitis De Quervain


La Tenosinovitis es la inflamación del revestimiento de la vaina que rodea al tendón.

Causas y Factores de Riesgo

La membrana sinovial es un revestimiento de la vaina protectora que cubre los tendones. La tenosinovitis se refiere a la inflamación de dicha vaina. La causa de la inflamación puede ser desconocida o puede ser producto de:
  • Infección
  • Lesión
  • Sobrecarga
  • Tensión
Las muñecas, las manos y los pies resultan frecuentemente afectados; sin embargo, la afección puede presentarse con cualquier vaina tendinosa.
Nota: una cortadura infectada en las manos o las muñecas que ocasione tenosinovitis puede ser una situación de emergencia que requiera cirugía.



Síntomas

  • Dificultad para mover una articulación
  • Inflamación articular en el área afectada
  • Dolor y sensibilidad alrededor de la articulación, especialmente muñeca, tobillo, pie o mano
  • Dolor al mover una articulación
  • Enrojecimiento a lo largo de la extensión del tendón
La fiebre, la inflamación y el enrojecimiento pueden indicar la presencia de una infección, especialmente si estos síntomas fueron causados por una punción o cortadura.




¿Qué es Tenosinovitis de Quervain?

La  tendinitis del primer compartimiento dorsal, más comúnmente conocida como tendinitis o tenosinovitis de Quervain, en honor al cirujano suizo Fritz de Quervain, es una condición producida por la irritación o inflamación de los tendones de la muñeca en la base del pulgar específicamente los tendones de los músculos extensor corto y abductor largo del pulgar (Imagen 1,2,3) . 

La inflamación causa que el compartimiento (un túnel o vaina) que rodea el tendón se hinche y se agrande, haciendo que los movimientos del pulgar y la muñeca resulten dolorosos. Apretar el puño, aferrar o sostener objetos son movimientos comunes que la tendinitis de Quervain hace dolorosos.

1


¿Cuál es la causa de Tenosinovitis de Quervain?

La causa de la tendinitis de Quervain es una irritación de los tendones en la base del pulgar, motivada generalmente por la iniciación de una nueva actividad repetitiva. Las nuevas mamás son especialmente propensas a este tipo de tendinitis; el cuidado de un bebé provoca a menudo posiciones incómodas de la mano, y las fluctuaciones hormonales relacionadas con el embarazo y la lactancia  contribuyen aun más a su aparición. Una fractura de la muñeca puede predisponer a un paciente a sufrir la tendinitis de Quervain, debido al aumento de tensión a través de los tendones.
2
3
Síntomas

El síntoma por excelencia es el dolor. El paciente consulta por dolor en la muñeca justo a la altura del nacimiento del pulgar. Puede relacionarse con alguna actividad laboral repetida días anteriores como pintar, revocar una pared, lijar un mueble, atornillar, etc. El dolor se va incrementando hasta aparecer hasta en los movimientos más suaves del pulgar. En ocasiones puede desarrollarse un pequeño quiste en forma de “bolita dura” al nivel de la muñeca.


Diagnóstico de Tenosinovitis de Quervain
La señal más común es una gran sensibilidad directamente sobre los tendones de la muñeca en la zona del pulgar. Por lo general se hace una prueba en la que el paciente cierra el puño apretando el pulgar con los demás dedos. Se le hace entonces girar la muñeca en la dirección del dedo meñique o Desviacion Cubital (Imagen 4). Esta maniobra puede resultar bastante dolorosa para la persona que sufre tendinitis de Quervain. Conocida como Prueba de Finkelstein



Prueba de FINKELSTEIN





Tratamiento

El objetivo del tratamiento es aliviar el dolor y reducir la inflamación. Descansar o mantener quietos los tendones afectados es esencial para la recuperación.

Uno puede utilizar una férula o un aparato ortopédico removible para ayudar a mantener los tendones inmóviles. Asimismo, 

La aplicación de calor o frío (Termoterapia y Crioterapia) en el área afectada debe ayudar a reducir el dolor y la inflamación.

Los antinflamatorios no esteroides (AINES), como el ibuprofeno, pueden aliviar el dolor y reducir la inflamación. Igualmente, las inyecciones locales de corticosteroides pueden ser de utilidad. Algunos pacientes requieren una cirugía para aliviar la inflamación que rodea el tendón, pero esto no es común.
Para la tenosinovitis causada por una infección, el médico prescribirá antibióticos. En algunos casos graves, se puede requerir cirugía para eliminar el pus que se encuentra alrededor del tendón.

Si no hay ninguna infección, se puede utilizar una inyección de esteroides para disminuir la inflamación a lo largo de la vaina del tendón.
Después de que usted se haya recuperado, realice ejercicios de fortalecimiento usando los músculos alrededor del tendón afectado con el fin de ayudar a prevenir la reaparición de la lesión.