31 mar. 2012

Qué es La Atrofía Muscular e Hipotonía?





La atrofia muscular es un término médico que se refiere a la disminución del tamaño del músculo esquelético, perdiendo así fuerza muscular por razón de que la fuerza del músculo se relaciona con su masa. La palabra atrofia proviene del griego àtrophos que significa "sin nutrición" (Lo inverso a la Atrofia es la Hipertrofia)

Otro Concepto: Consiste en una disminución importante del tamaño de la célula y del órgano del que forma parte, debido a la pérdida de masa celular. Las células atróficas muestran una disminución de la función pero no están muertas



Causas

Existen varias enfermedades y trastornos que causan una disminución en la masa muscular, incluyendo la inactividad, como en el sedentarismo (no hacer nada) o con la colocación de un yeso, quemaduras extensas, insuficiencia hepática, trastornos electrolíticos, anemia, etc. Otros síndromes pueden causar atrofia muscular como la malnutrición, denervación de las neuronas motoras como en la atrofia muscular espinal de la infancia y las miopatías inflamatorias y distrofias, entre otras. 

La atrofia por desuso ocurre por falta de ejercicio físico. En la mayoría de las personas, la atrofia muscular es causada por no utilizar los músculos lo suficiente. Las personas que tienen trabajos sedentarios, que padecen afecciones que limitan el movimiento o que tienen una disminución en los niveles de actividad pueden perder tono muscular (HIPOTONÍA) y sufrir atrofia



Las personas que están postradas en una cama pueden experimentar un desgaste muscular significativo. 

En el Espacio Los astronautas, que están lejos de la gravedad de la tierra, pueden desarrollar una disminución del tono muscular y descalcificación ósea tan sólo pocos días después de la ingravidez.

El tipo más grave de atrofia muscular es la neurógena, que ocurre cuando hay una lesión o enfermedad de un nervio que conecta al músculo. Este tipo de atrofia muscular tiende a ocurrir más repentinamente que la atrofia por desuso.

Ejemplos de enfermedades que afectan los nervios que controlan los músculos:
  • Esclerosis lateral amiotrófica (ELA o enfermedad de Lou Gehrig)
  • Síndrome de Guillain-Barre
  • Polio (poliomielitis)
Aunque las personas se pueden adaptar a cierto grado de atrofia muscular, incluso la atrofia muscular menor generalmente ocasiona algo de pérdida de movilidad o de fuerza.

Tratamiento

Este tipo de atrofia se puede contrarrestar con el ejercicio vigoroso o una mejor nutrición.

 

La Hipotonía:  Es la Disminución del tono muscular o Flacidez.

Causas

El tono muscular y el movimiento involucran el cerebro, la médula espinal, los nervios y los músculos. La hipotonía puede ser un signo de un problema en cualquier parte a lo largo de la ruta que controla el movimiento muscular.
Las causas pueden abarcar:
  • Daño cerebral o encefalopatía debido a:
    • falta de oxígeno antes o inmediatamente después del nacimiento
    • problemas con la formación del cerebro
  • Trastornos de los músculos, como distrofia muscular
  • Trastornos que afectan los nervios que inervan los músculos (llamados trastornos neuronales motores)
  • Trastornos que afectan la capacidad de los nervios para enviar mensajes a los músculos:
    • botulismo infantil
    • miastenia grave
  • Errores innatos del metabolismo (trastornos genéticos raros en los cuales el cuerpo no puede convertir el alimento adecuadamente en energìa)
  • Infecciones
  • Otros trastornos genéticos o cromosómicos o defectos que causan daño cerebral y neurológico, como:
    • síndrome de Down
    • síndrome de Prader-Willi
    • enfermedad de Tay-Sachs
    • trisomía 13
  • Otros trastornos misceláneos:
    • acondroplasia
    • hipotiroidismo congénito
    • ataxia cerebelosa congénita
    • síndrome de Marfan
    • venenos o toxinas
    • lesiones de la médula espinal que ocurren alrededor del nacimiento








  • Es difícil establecer el diagnóstico y origen de la enfermedad, que con frecuencia es de tipo neurológico. Puede originarse en el sistema nervioso central o en el sistema nervioso periférico.

  • Los síntomas de la hipotonía pueden manifestarse desde el nacimiento o en general en niños muy pequeños. Los casos pueden ser leves o progresivos, llegando a provocar discapacidad.

  • Los niños desnutridos, abandonados, con hipotiroidismo o bien aquellos a los que les ha faltado estímulo psicomotriz, tienen mayor riesgo a padecer una hipotonía.

  • Existen también hipotonías de origen genético, como en el caso de: Atrofias espinales, enfermedad de Pompe o glucogenosis o las Miopatías. Otras hipotonías pueden deberse a ciertas enfermedades o lesiones padecidas durante los primeros meses o años de vida.

  • La hipotonía es un síndrome que se manifiesta principalmente por la disminución del tono muscular, el aumento en la movilidad articular desordenada y la adopción de posturas anormales.